NEBRIJA 500

Actualidad

El Rey destaca la vigencia y la modernidad del legado de Antonio Nebrija

En el año 2022 toda la hispanidad celebrará el Quinto Centenario del fallecimiento de Antonio de Nebrija. El llamado “Año Nebrija 2022” se concretará en un proyecto plural impulsado por distintas instituciones.
El Rey destaca la vigencia y la modernidad de Nebrija

En una gala en el Teatro Real, puesta de largo del V Centenario, el Rey recuerda que Antonio Nebrija interpretó la lengua como “un espacio común y compartido por todos”.

Felipe VI sostiene que la lengua es “un espacio común y compartido por todos” donde se construyen “el pensamiento, los valores y la sociedad”. El Rey asegura que muchos de los valores que predicó el humanista Antonio Nebrija “siguen vigentes”. Es el caso de la defensa de la libertad de pensamiento y de expresión; mientras que el propio gramático sigue siendo, cinco siglos después, “todo un ejemplo de modernidad, compromiso y libertad”.

El Rey pronunció esas palabras en la celebración de una gran gala en el Teatro Real. Con ella arrancaba oficialmente los actos del V Centenario de Antonio Nebrija.

 

El Rey preside la gran Gala Nebrija que unió la palabra y la música

El evento cultural, presidido por SS. MM. los Reyes de España, giró íntegramente en torno a la figura de Antonio de Nebrija, introductor del humanismo en España y autor de la primera gramática castellana.

El V Centenario de Antonio de Nebrija se va a celebrar durante todo el año 2022. Es una efeméride impulsada de forma unánime por todo el arco parlamentario. Una Comisión creada específicamente para esta labor se encarga de organizar y promover las actividades. Con ellas se pretende difundir las valiosas aportaciones que este sabio hizo a la cultura hispánica. La Comisión está presidida por la Fundación Antonio de Nebrija. En ella se integran 15 instituciones políticas y culturales.

El Rey sostuvo que el V Centenario de Nebrija y las actividades ayudarán a defender y difundir, como hizo Nebrija, “el amor por el conocimiento, la pasión por la ciencia, la fidelidad inquebrantable de los principios y el respeto por los seres humanos por encima de cualquier diferencia, ya sea de lengua, origen, creencia, raza u orientación”.

 

La lengua elimina barreras

La gala, conducida por la periodista de Televisión Española Elena S. Sánchez, comenzó con un minuto de silencio por las víctimas del naufragio del pesquero Villa de Pitanxo, en aguas de Terranova.

En su intervención, el ministro de Cultura y Deporte, Miquel Iceta, destacó las virtudes de diálogo y entendimiento de Nebrija, y su visión de la lengua, como elemento que “elimina barreras y genera comunidad”.

“Quien ama su lengua las ama a todas y esto también es un legado de Nebrija que celebrar en este país plurilingüe”, añadió Iceta. “La lengua es, además, un bien económico. Una materia prima que, al contrario que el petróleo, la madera, o la piedra, no se agota con el uso, sino que crece cuanto más se emplea, enriqueciéndonos a todos, y formando el sustrato esencial de nuestra sociedad y de las industrias culturales”.

 

Asistencia de autoridades

Junto a Iceta, al evento asistió el ministro de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Félix Bolaños. También el ministro de Universidades, Joan Subirats. Además, entre los asistentes se contó con el expresidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

Por otro lado, el director general del Teatro Real, Ignacio García-Belenguer, también acudió a la gala. Además, el presidente de la Comisión Interadministrativa de V Centenario de Nebrija y rector de la Universidad Nebrija, José Muñiz; y el presidente de la Fundación Antonio de Nebrija, Manuel Villa-Cellino.

 

Un legado cultural que también se canta

El legado de Nebrija y la cultura en español fueron el hilo conductor de la gala. Estuvieron en los discursos de las autoridades y en los vídeos divulgativos. También en las palabras de la presentadora, que iba desgranando la vida y obra del sevillano. Pero Igualmente en las emocionantes actuaciones que, desde la recuperación de la tradición o la renovación del lenguaje musical, estuvieron unidas por la palabra en español.

El cierre musical lo puso la cantautora y compositora Rozalén, reconocida con el Premio Nacional de Músicas Actuales 2021. La artista, ganadora de un Goya, valoró el don de la palabra en una breve intervención. “A veces no encontramos las palabras y la música es la que se ocupa de llenar esos vacíos. A veces la palabra está en otras formas”.

Antes de Rozalén actuó David Dorantes, ilustre lebrijano y miembro de una dinastía de músicos flamencos. Interpretó la Sintonía Elio Antonio de Nebrija, una composición propia encargada por el Ayuntamiento de Lebrija y cedida gratuitamente a la Comisión del V Centenario.

También participó Haze, músico urbano, filólogo, profesor de Lengua y Literatura en el instituto de Educación Secundaria San José de Coria del Río. Apasionado de la figura de Nebrija e hilo conductor del documental Elio, es el primer rapero en pisar las tablas del Teatro Real.

El compositor e intérprete Eliseo Parra, investigador del folclore y de la tradición musical española, interpretó dos piezas del siglo XV. Una muestra de que la música que pudo escuchar Nebrija se mantiene viva.

 

La lengua, un software libre

En su intervención, José Muñiz, presidente de la Comisión Interadministrativa del V Centenario de Antonio de Nebrija y rector de la Universidad Nebrija, confió en que este año conmemorativo sirva para dar un fuerte impulso a los estudios sobre el español, “una lengua con gran vitalidad y con un potencial económico enorme, no en vano la hablamos cerca de 600 millones de personas en todo el mundo”.

Consideró además que se trata de una ocasión única para profundizar en el conocimiento de Nebrija. Pero también para propiciar una reflexión sobre el papel que pueden desempeñar las humanidades en la era digital. “Hablamos y nos comunicamos en nuestra lengua de forma natural, simplemente modulando el aire que respiramos, sin necesidad de bajar ninguna aplicación. Bien pensado, parece mágico. Estamos conectados a través del viento, mediante un software libre, nuestra lengua, que nos permite comunicarnos, expresar ideas y sentimientos, imaginar, crear, proyectar”.

Por su parte, Darío Villanueva, presidente del Patronato de la Universidad Nebrija y miembro de la Real Academia Española hizo votos porque en el V Centenario de Nebrija se reconozca definitivamente que, con su Gramática castellana de 1492, Elio Antonio de Nebrija “no fue el ideólogo de la lengua del Imperio, sino el patriarca del imperio de las lenguas en el Nuevo Mundo”.